Desde Alemania siguen de cerca el precio del gas en Vaca Muerta

El país está migrando hacia energías limpias, antes se convertirá en uno de los grandes compradores del mercado gasífero.

Victoria Terzaghi

Río Negro

En pleno centro de Berlín miles de personas se movilizan a diario pero el sonido que impera en las calles no es el rugir de motores, es prácticamente nada. Un silencio que sorprende a los visitantes y que marca el cambio que el país realiza hacia las energías renovables, encabezado por el paso de los vehículos eléctricos.

“El compromiso del gobierno es llegar en 2030 a que el 60% de la generación energética provenga de energías renovables”, aseguró Stefan Kapferer, el director del Consejo Ejecutivo de la Asociación Federal para el Gas y el Agua (BDEW, por su sigla en alemán). 

En ese proceso de transformación, el gas natural juega un rol más que importante al ser el nexo que permite avanzar en la transición a energías más limpias, pues a diferencia de Argentina, Alemania tiene buena parte aún de las centrales térmicas funcionando con carbón altamente contaminante.

¨Habrá mucha oportunidad para el gas del resto del mundo, pero el punto es si va a ser competitivo con el gas de Rusia, de Arabia Saudita o de Estados Unidos”.

Stefan Kapferer, director del Consejo Ejecutivo de la Asociación Federal para el Gas y el Agua.

¿El gas de Vaca Muerta puede ingresar en ese escenario? Esa fue la consulta que se le hizo “Río Negro” a Kapferer, el titular del organismo que agrupa a más de 2.000 empresas del rubro energético del país europeo. La respuesta traza no sólo una perspectiva sino también el desafío que el sector petrolero argentino deberá afrontar en los próximos años: “Habrá mucha oportunidad para el gas del resto del mundo, pero el punto es si va a ser competitivo con el gas de Rusia, de Arabia Saudita o de Estados Unidos”.

Kapferer explicó que Alemania avanzaen la construcción de dos plantas licuefactoras, similares a la que funciona en el puerto de Escobar, para ampliar la fuente de aprovisionamiento de gas de forma tal de no depender de la importación del gas de Rusia.

En ese escenario el gas que Vaca Muerta podría llegar a producir para la exportación en buques, como el que acaba de montar YPF en Bahía Blanca, es más que interesante, pero como el funcionario alemán indicó dependerá del precio con el que llegue.

La geopolítica podría favorecer a la producción de la formación no convencional neuquina dado que Kapferer advirtió que Estados Unidos ha dicho que van a competir con el precio del gas ruso.

Alemania consume hoy en día 246 millones de metros cúbicos de gas por día, casi el doble de la demanda argentina, pero en su plan de avance hacia una energía más limpia no sólo contempla la descarbonización de las centrales térmicas sino también el cierre de las plantas nucleares que aún poseen para el 2022.

En números

2,5

de metros cúbicos de gas por día es la capacidad de la barcaza licuefactora que YPF montó en Bahía Blanca.

246

millones de metros cúbicos diarios consume toda Alemania. La demanda argentina, en invierno, trepa hasta los 160 millones de metros cúbicos diarios.

El plan alemán es incrementar hasta un 50% el aporte general de las energías renovables y elevar mucho más su consumo de gas para utilizarlo no sólo como transición sino también como respaldo para los días en los que no corre viento o está nublado.

Petroleras le piden al gobierno relevar los gasoductos del país

La cámara que nuclea a las principales empresas productoras del sector le solicitó al Ejecutivo que haga un censo de las redes de transporte de gas. Creen que el Estado no sabe la capacidad real y se licitan obras a ciegas. Piden optimizar el sistema actual.

MATÍAS DEL POZZI

Río Negro

Las petroleras con presencia en el país le pidieron al gobierno nacional que haga un relevamiento de la capacidad real de las redes de transporte de gas existentes, antes de realizar cualquier obra nueva o de ampliación.

A través de un documento la Cámara de Exploración y Producción de Hidrocarburos (CEPH), que reúne a las empresas productoras, solicitó que el Ente Nacional Regular del Gas (Enargas) “confeccione un censo de la capacidad potencial remanente de acceso público a todos los sujetos activos de la industria del gas natural”.

Además reclamó que se identifiquen aquellas expansiones que “resulten económicas y que optimice los sistemas actuales” con el objetivo de resolver las restricciones de capacidad de transporte actuales.

Por último, pidió que una vez que se tengan los resultados reales se determine qué obras pueden ser realizadas con las tarifas acordadas en la Revisión Tarifaria Integral (RTI) y “cuáles requerirán un cargo tarifario adicional o un régimen especial”.

En números

u$s 1.500

millones es el costo estimado que demandaría la obra del gasoducto para unir Vaca Muerta con Buenos Aires.

El reclamo de las productoras de hidrocarburos tiene que ver con la intención del gobierno nacional de adjudicar la construcción de un nuevo gasoducto.

El 10 de marzo mientras Neuquén definía quién iba a ser el próximo gobernador de Vaca Muerta, el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne y el secretario de Energía, Gustavo Lopetegui, volaron hacia la ciudad petrolera de Houston, Texas, para ofrecer Vaca Muerta.

Si bien no dieron ningún dato trascendente, adelantaron que en agosto se adjudicará la construcción de un gasoducto para unir Vaca Muerta con Buenos Aires y el puerto, una obra que demandaría una inversión cercana a los 1.500 millones de dólares.

Sin embargo, no es el único plan que el gobierno tiene entre manos. Hace casi dos semanas la secretaria de Energía lanzó la Resolución 82/2019 para convocar al sector privado a presentar proyectos para ampliar y construir nuevos gasoductos con destino a los centros de consumo del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) y el Litoral.

Hace tiempo que el gobierno nacional viene manifestando la intención de construir nuevas redes de transporte para poder evacuar la producción de gas desde la Cuenca Neuquina y llevarla a los puertos.

Un ejemplo es el gasoducto que metió en la agenda petrolera el ex secretario de Energía, Javier Iguacel, que prometía unir Vaca Muerta con San Nicolás, sin embargo, se enfrió y todavía sigue sin novedades.

Poner el gas de Vaca Muerta en barcos y llevarlo hacia otros continentes es algo que seduce a los altos funcionarios del gobierno nacional, pero por ahora no es más que un sueño.

Piden obras más baratas y eficientes

En el escrito, la Cámara de Exploración y Producción de Hidrocarburos argumenta que el censo es necesario para evaluar y conocer “las posibilidades de expansión” en los sistemas de transporte nacional para evacuar la producción de gas “de la manera más eficiente”.

El gobierno sabe que los cuellos de botella son uno de los puntos más críticos a los que se enfrenta la formación de los no convencionales.

Las petroleras temen que, en el afán de darle a Vaca Muerta todo lo que pide, el gobierno nacional no analice en profundidad todas las consecuencias que puede traer encarar grandes proyectos.

A veces es peor el remedio que la enfermad dice el refrán y es precisamente a lo que apuntan las productoras.

Si el costo millonario de un gasoducto nuevo se traslada a aumentos de precios y de tarifas, Vaca Muerta se enfrentaría a un nuevo problema de mercado que hoy no tiene.

Por más que se inauguren nuevas líneas en la Cuenca Neuquina, si se encarece el gas de Vaca Muerta, el mercado desaparece.

Petroleras reclaman al gobierno un censo de la capacidad de transporte de gas

Nicolas Gandini

Econojournal

Las productoras pidieron por carta a Lopetegui que, antes de avanzar con la licitación del nuevo gasoducto a Vaca Muerta, releva la capacidad de transporte remanente en el sistema. Sugieren que existen obras inconclusas en el sistema de TGS que ya fueron pagadas durante el gobierno anterior. Advierten que es más económico ampliar ductos existentes que construir uno nuevo desde Neuquén.

Las mayores petroleras del país solicitaron al gobierno que realice un censo de la capacidad de transporte de gas remanente en el sistema. El planteo de la Ceph, la cámara que nuclea a las empresas productoras de hidrocarburos, está enmarcado en la licitación que tiene previsto lanzar la Secretaría de Energía, que dirige Gustavo Lopetegui, para construir un nuevo gasoducto troncal desde la cuenca Neuquina hasta el anillo metropolitano con punto de ingreso a Buenos Aires. Es, desde la óptica de Lopetegui, una obra estratégica para viabilizar el desarrollo de Vaca Muerta.

Lo que piden los privados, concretamente, es que antes de avanzar con el concurso de ese proyecto, el gobierno releve qué ampliaciones podrían realizarse sobre ductos existentes que le costarían menos dinero a los usuarios. La misiva enviada a Lopetegui —y también a Mauricio Roitman, presidente del Enargas, y Federico Cafasso, titular de Nación Fideicomisos (NAFISA)— incluso va más allá y sostiene que “existiría una capacidad potencial remanente que resulta una variable a analizar en la medida que se complete su capacidad para trabajar en su máximo operativo”. Lo que advierte la cámara petrolera es que existen ampliaciones inconclusas en el sistema de transporte que podrían ser aprovechadas en lugar de lanzar una inversión de casi US$ 1000 millones para construir un nuevo caño troncal.

Es curioso, pero de manera sutil, la carta —a la que tuvo acceso EconoJournal— da a entender que hay obras de extensión realizadas en el área de concesión de la empresa TGS durante el gobierno pasado (financiadas por NAFISA) de las que la Secretaría de Energía no está del todo al tanto. Puede parecer extraño, pero algunos ejecutivos del sector creen que el Poder Ejecutivo no conoce con precisión esos trabajos encarados durante la administración anterior, que hoy están inconclusos.

“Hay tuberías que NAFISA adquirió con dinero cobrado a los usuarios para realizar un loop (caño paralelo) del gasoducto San Martín, que llega de la cuenca Austral, que están acopiados y podrían ser utilizados”, admitieron allegados al gobierno. “Es una obra que no está terminada”, agregaron.

Mar de fondo

Durante el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, como las tarifas se gas se mantuvieron prácticamente congeladas, no era posible financiar obras en el sistema de gasoductos con inversión privada. Las empresas argumentaban, con razón, que sus ingresos no les alcanzaban para costear esos desembolsos. Por eso, el Estado, a través de Nación Fideicomisos, respaldó las obras de ampliación de ductos de gas. El problema es que persiste cierta falta de información de detalle en torno a las obras que se pagaron y realizaron bajo ese paraguas.

“Solicitamos al ente regulador del gas (…) que confeccione un censo de la capacidad potencial remanente de acceso público a todos los sujetos activos en la industria del gas natural”, plantea la carta enviada por la Ceph, que representa a YPF, Pan American Energy (PAE), Total, Wintershall, Pampa Energía, Pluspetrol, CGC y Tecpetrol, entre otras petroleras.

En la práctica, el texto sugiere que esos proyectos de ampliación son mucho más económicos que la construcción de un nuevo gasoducto troncal desde la cuenca Neuquina. Es más, la nota plantea que, tal vez, algunas de esas obras puedan costearse con los aumentos de tarifas que ya autorizó el Estado a las transportistas (TGS y TGN) en la última Revisión Tarifaria Integral (RTI). De ser así, no se trataría de una cuestión. Si se pudiese ampliar la capacidad de transporte de gas con las tarifas que se pagan en la actualidad, ¿para qué construir un nuevo caño que, en última instancia, deberá ser costeado por la demanda? En esa clave, lo que están planteando las petroleras es que el gobierno realice un estudio a fondo para determinar la conveniencia económica de cada proyecto.


Vaca Muerta: buscan acelerar inversiones por u$s 10.000 millones

Ámbito .

Serían los fondos que necesitaría anualmente el yacimiento para desarrollarse. Producción pasaría de los 80.000 a 100.000 barriles en 2019.

El Gobierno llamó ayer a las mayores petroleras a nivel internacional, a invertir entre 5.000 y 10.000 millones de dólares anuales en el yacimiento de Vaca Muerta en Neuquén. La invitación la hizo ayer el secretario de de Energía, Gustavo Lopetegui, en su primer día de participación en el foro anual de inversiones petroleras que se organiza en Houston, Texas. El funcionario, al hablar en un almuerzo el Instituto Argentino del Petróleo y el Gas (IAPG) en esa ciudad norteamericana, que se esperan aumentar expotaciones de crudo no convencional, a partir del crecimiento de la producción, que podría alcanzar los 100.000 barriles de petróleo por día en la segunda mitad de 2019 desde los actuales 80.000 barriles. Lopetegui anunció además que a fin de abril el Gobierno licitará la construcción de un gasoducto para transportar hasta 22 millones de metros cúbicos de gas por día desde Vaca Muerta, y se otorgará al ganador en agosto o septiembre. Vaca Muerta alberga una de las reservas más importantes de hidrocarburos no convencionales del mundo y es la esperanza del presidente Mauricio Macri para el desarrollo energético del país.

Sin embargo, las inversiones que se necesitan no son solo en exploración y producción sino también en terminales, gasoductos, oleoductos y trenes. “Vaca Muerta debe crecer de forma armónica para que se pueda producir, transportar y vender la producción sin problemas”, dijo Lopetegui.

Argentina tomó ventaja del fuerte aumento en la producción de gas, principalmente de shale gas, para retomar sus exportaciones a Chile y Brasil y busca que se mantengan en el tiempo. En los últimos meses, al menos cuatro proyectos pasaron de su etapa piloto a la de desarrollo comercial en Vaca Muerta, en la provincia cordillerana de Neuquén, explicó el funcionario. El Gobierno, que busca reducir el importante déficit energético del país, comenzó este año con licitaciones para la producción de gas y planea realizar otra para asegurar el suministro en el invierno, con precios indexados al Gas Natural Licuado importado, agregó Lopetegui.

El secretario de Energía explicó que para continuar en este camino de crecimiento de las inversiones y la producción “tenemos que seguir trabajando en la mesa de Vaca Muerta con los empresarios, los sindicatos y el gobierno provincial”. En el almuerzo estuvieron presentes representantes de las empresas Exxon Mobil, Chevron, Total, Shell, YPF, Pluspetrol, BP, Tecpetrol, Panamerican Energy y Schlumberger, entre otras

Fuente: https://www.ambito.com/vaca-muerta-buscan-acelerar-inversiones-us-10000-m-n5020257

El Gobierno autorizó a la francesa Total a exportar gas a Chile desde Vaca Muerta

BAENegocios

Por el boom del shale, otra petrolera se suma a venderle al país vecino

El Gobierno otorgó formalmente ayer a la petrolera Total Austral una autorización para exportar gas natural a Chile, de carácter “interrumplible”, por un volumen máximo de un millón de metros cúbicos por día.

La decisión se tomó a partir de una resolución de la Secretaría de Gobierno de Energía, publicada en el Boletín Oficial.

Según lo dispuesto, la autorización estará vigente hasta las 06:00 del primero de mayo de 2020, “o hasta completar la cantidad máxima total equivalente al volumen de exportación diaria autorizada por la cantidad de días de vigencia de esta autorización desde su otorgamiento, lo que ocurra primero”.

“Los suministros previstos en la presente autorización podrán ser interrumpidos a los fines de garantizar la seguridad de abastecimiento del mercado interno”, de acuerdo con el texto oficial.

El gas objeto de la exportación proviene de las concesiones de explotación del área Aguada Pichana Este, ubicada en la cuenca neuquina, donde opera Total.

La autorización de exportación solicitada alcanza un volumen de hasta un millón de metros cúbicos por día de gas natural de nueve mil trescientas kilocalorías por metro cúbico.

Energía aclaró que Total Austral Sociedad Anónima Sucursal Argentina solicitó una autorización de exportación a la República de Chile, con destino a BG Chile Sociedad Anónima, en virtud de la oferta para la compraventa de gas natural, mediante la cual “se compromete a entregar gas natural a BG Chile, en forma interrumpible y a corto plazo, es decir, sin compromisos de entrega y/o recepción de las partes, todo ello sujeto a la obtención de todos los permisos, aprobaciones y consentimientos correspondientes”.

Además, señaló que Total “manifestó que el gas natural a exportar provendrá de un proyecto incluido en el Programa de Estímulo a las Inversiones en Desarrollos de Producción de Gas Natural proveniente de Reservorios No Convencionales”.

Ante la disparada en la extracción de gas de Vaca Muerta, el Gobierno volvió a habilitar la exportación del fluido ante la imposibilidad de volcarlo hacia el mercado interno.

El Gobierno lanzará dos resoluciones para impulsar el mercado del gas

Serán para reemplazar el GNL importado e impulsar la construcción de un gasoducto de más de 1.000 kilómetros que incrementará la capacidad de transporte de Vaca Muerta

El Gobierno lanzará en los próximos días dos nuevas resoluciones con las que buscará impulsar la producción de gas natural en los meses de invierno. Serán para reemplazar el GNL importado e impulsar la construcción de un gasoducto de más de 1.000 kilómetros que incrementará la capacidad de transporte de Vaca Muerta.

Fuentes oficiales explicaron a Télam que el desarrollo del mercado gasífero fue el tema principal que el presidente Mauricio Macri analizó en la Quinta de Olivos con el secretario de Energía, Gustavo Lopetegui, y los equipos técnicos del Ministerio de Hacienda.

A fines de enero, Lopetegui anunció a las petroleras que estaba en estudio un plan de estímulo para la producción de gas en invierno, tras el recorte de los subsidios previstos en la resolución 46 dictada en 2017 que buscó impulsar los proyectos de gas no convencional de Vaca Muerta.

En esta nueva instancia, en la que desde Gobierno aseguran que no se tratará de un subsidio como la resolución 46 del ex ministro de Energía Juan José Aranguren, se reconocería un precio especial para el gas de invierno para generar mayores volúmenes que permitan sustituir las importaciones de Gas Natural Licuado (GNL) a las que se debe recurrir para cubrir los picos de demanda.

Así, se espera que buena parte de lo que se debe destinar a la importación de GNL, que en 2018 superó los US$ 1.000 millones, se desplace a reconocer un mejor precio a la producción local.

El nuevo esquema de subasta al que podrán acceder las petroleras permitirá obtener precios similares a los que el país paga por el GNL, y que duplicarían a los valores que las empresas obtuvieron de US$ 4,62 por millón de BTU a mediados de febrero cuando se desarrolló la licitación para proveer a las distribuidoras del fluido.

Junto a este esquema que aseguraría mejores precios a las petroleras para los meses de invierno, el Gobierno busca comprometer a las mismas empresas en la construcción de un gasoducto que permita evacuar la creciente producción de Vaca Muerta, y que demandaría una inversión de unos US$ 1.200 millones.

Con las dos resoluciones vinculadas, se busca avanzar en la licitación de una obra costosa necesaria, en un momento de dificultades para conseguir un financiamiento de ese monto, y al mismo tiempo garantizar precios por los próximos tres o cuatro años para incrementar la producción de invierno, se explicó oficialmente.

Fuente: Télam

http://www.telam.com.ar/notas/201903/338448-el-gobierno-nacional-lanzara-dos-resoluciones-para-impulsar-el-mercado-del-gas.html

Un plan B para el invierno

POR VICTORIA TERZAGHI 

Río Negro

Tras la polémica por el achique de los subsidios de la Resolución 46, Nación lleva su nuevo proyecto a consulta pública.

El 2018 había cerrado como el año del gas. Por primera vez en casi una década la producción dio una vuelta de tuerca al declino que arrastran los campos convencionales y, de la mano de Vaca Muerta, el año culminó con un incremento general en la producción del 5%.

Pero a fines de enero el recorte dispuesto por el flamante secretario de Energía de la Nación, Gustavo Lopetegui, a los subsidios al gas no convencional de la Resolución 46/2017 cayó como un baldazo de agua fría a un sector en el que la seguridad jurídica es esencial.

En el mismo encuentro en el que Lopetegui le informó a las petroleras que sólo se subsidiaría la producción esperada y que no ingresarían los doce desarrollos que estaban en espera, el funcionario también anunció que prepara un nuevo plan para incentivar la producción en los meses de invierno que, casi sin pensarlo, llamó la “Resolución 47”.

Ese plan será, en realidad, una subasta especial en la que se buscará colocar producción local para desplazar las importaciones de GNL y que en los próximos días será puesto a consideración de las operadoras por medio de un sistema de consulta pública.

En números

248%

fue el incremento que el año pasado registró la producción de gas no convencional en todo el país.

17 millones

de metros cúbicos alcanzó a producir Fortín de Piedra, de Tecpetrol.

Según informó Nación la subasta no implicará un costo fiscal porque el gobierno no aportará un subsidio, como en la Resolución 46.

Ajustados por los recortes signados del Fondo Monetario Internacional (FMI) el plan se centra en poner en oferta un volumen de gas considerable para contratos de compra que se extiendan por tres o cuatro años, y bajo la premisa de igualar el precio del millón de BTU con el del GNL o un poco más, es decir doblando el valor que se pactó en la subasta para distribuidoras realizada hace pocos días.

Cautela de las distribuidoras

Si bien el impacto de la crisis económica hace incierto saber cuál será la demanda que el país tendrá en este invierno que viene, en la subasta realizada días atrás el volumen colocado mostró que las distribuidoras fueron cautelosas y compraron menos de la mitad de lo que podrían llegar a necesitar.

La convocatoria nacional será lanzada antes de mediados de mes e irá acompañada por la otra pata que se necesita para apuntalar la producción de gas que es el proyecto para construir un gasoducto que vincule Neuquén con San Nicolás, en el cordón industrial de Santa Fe.

En este caso, no se tratará de una consulta pública lo que se lanzará sino de un registro de expresiones de interés para que las operadoras y transportistas dispuestas a invertir en su construcción y uso, levanten la mano.

El gasoducto en cuestión se sumará a los dos sistemas existentes y permitirá resolver el gran cuello de botella que hoy enfrenta la producción de gas, que es la llegada a nuevos mercados.

Duda en los inversores

Pero la obra de más de 1.040 kilómetros de extensión demandará una inversión no menor a los 1.200 millones de dólares, un monto que no sólo choca con las elevadas tasas de financiamiento que se aplican en el país, sino que también hace dudar a más de un inversor ante el temor de que un nuevo cambio, como el de la Resolución 46, haga caer la producción.

Pero aún zanjada esta obra, la misma no estará lista al menos hasta 2021 por lo cual el sector requiere imperiosamente la apertura de nuevos mercados o alternativas de almacenamiento como la que Tecpetrol e YPF desarrollan en conjunto en Río Negro para acopiar gas durante los meses de calor en pozos depletados y extraerlo en el invierno.

Mientras ese proyecto avanza, las exportaciones son la principal salida y gracias a la Resolución 104/2018 se están concretando con Chile como principal destino en donde por mes se han inyectado cerca de 90 millones de metros cúbicos.

A esas exportaciones se sumará en pocas semanas más la puesta en funcionamiento de la barcaza licuefactora contratada por YPF para estudiar el verdadero potencial que tiene el gas de Vaca Muerta, que es abrirse camino hacia otros países por medio del GNL.

El recorte de subsidios llega a las eléctricas

Así como en enero el gobierno nacional resolvió cambiar la forma en la contabilizaba la producción que recibía el subsidio de la Resolución 46, la semana pasada la cartera de Energía de la Nación tomó una medida en el mismo sentido pero con otro de los sectores que acaparan gran cantidad de subsidios como son las empresas generadoras de energía eléctrica.

La medida, que en la práctica se traduciría en un achique de entre el 10 y el 20% de los aportes que reciben por el precio de potencia, impacta de lleno en el segmento del gas, pues desde la Asociación de Generadores de Energía Eléctrica del país (Ageera) ya anticiparon que tendrán problemas para afrontar ampliaciones y modificaciones en instalaciones como las centrales térmicas.

Es que Nación además de reducir el valor que reconoce por la potencia, también pautó –según publicó Econojournal– que los pagos dejen de estar en dólares y se pesifiquen llevando a un ahorro en el año de hasta 400 millones de dólares para las arcas nacionales.

Por la Resolución 46 Tecpetrol ya presentó un reclamo administrativo como paso previo al judicial. Con las generadoras el panorama aún no es claro.

Fuente: https://www.rionegro.chttps://www.rionegro.com.ar/un-plan-b-para-el-invierno-911717https://www.rionegro.com.ar/un-plan-b-para-el-invierno-911717om.ar/un-plan-b-para-el-invierno-911717/

Gas de la cuenca neuquina con proyección mundial

LMNeuquén

El boom del shale gas genera inversiones y fuentes laborales.

“Vaca Muerta tiene larga vida y mucha producción por dar”. Así coinciden los máximos referentes de las empresas petroleras. Aunque las mayores expectativas pasan por el shale oil, la producción del gas no convencional va en ascenso a medida que las inversiones llegan a la cuenca neuquina, donde yace el máximo potencial energético del país.

Así surge de los números del último año, cuando se registró una producción de 24.316 millones de metros cúbicos, lo que significa un crecimiento de alrededor del 10 por ciento, y se prevé que la tendencia en alza se mantenga durante este año, incluso hasta alcanzar un pico récord similar a lo ocurrido en el 2004. Por ejemplo, en agosto se dio el máximo pico con 69,8 millones de m3 por día.

Según los datos del Ministerio de Energía de la Provincia, la producción convencional en Vaca Muerta cayó un 19% y la no convencional creció un 46%. Lo que sobresaliófue el comportamiento del shale gas, cuya producción creció 193 por ciento.

El crecimiento de la producción en Fortín de Piedra y El Orejano, áreas a cargo de las empresas petroleras Tecpetrol e YPF respectivamente, fue trascendental para la evolución gasífera que llevó a abrir -nuevamente- las puertas de exportación a Chile, Brasil y Uruguay. Y el potencial es tal, sin un techo, que se presagian exportaciones al sudeste asiático, el mercado más poblado del mundo.

Potencial sin techo

De esta manera, el gas que se produce en la formación de la cuenca neuquina llegará a distintas partes del globo.

Argentina tiene una matriz energética fuertemente dependiente del gas natural y la provincia históricamente y sobre todo desde los años 70, a partir del descubrimiento de Loma La Lata, tuvo una preponderancia muy importante en lo que hace al abastecimiento de esa matriz. Hoy, a partir del desarrollo de los no convencionales y de la tecnología para extraer el petróleo de las formaciones no convencionales, el país y la provincia tienen un potencial que no tiene techo.

Se trata de gas que no sólo servirá para exportar, sino que también calefaccionará nuestras casas, movilizará nuestros vehículos y generará electricidad, por ejemplo, a partir de centrales termoeléctricas.

Estas proyecciones alentarán inversiones por nuevos pozos -entre ellos, el área La Calera, donde Pluspetrol prevé 183 pozos de shale gas- y gasoductos -como el que extiende TGS desde la planta Tratayén-.

El último año la producción aumentó 193% y se prevé un pico récord durante el presente año. Crecerán la oferta de GNC y la red domiciliaria de gas.

Y junto con el boom del shale gas, al igual que el petróleo, llegará la demanda de mano de obra no sólo calificada sino también de oficios, para lo que se puso en marcha, hace pocos días, el plan 10 Mil, que permitirá a jóvenes neuquinos capacitarse en la materia.

De esta manera, la potencia energética que hay en el subsuelo de la cuenca neuquina impulsará otras facetas del desarrollo económico y social de la provincia y del país. La historia se seguirá escribiendo como allá por 1945, cuando el entonces presidente Juan Domingo Perón resolvió construir el primer gasoducto entre Comodoro Rivadavia y Buenos Aires. “Dejamos escapar el gas y después importamos carbón de hulla para fabricarlo. Tenemos que traerlo a Buenos Aires y terminar con el carbón importado”, le había dicho el ingeniero Cannesa.

Y la historia de la energía argentina cambió desde entonces.

El 5 de marzo se celebra el Día Nacional del Gas, ya que en esa jornada, en el año 1945, la entonces estatal YPF tomó a su cargo la operación del servicio, hasta entonces en manos de la Compañía Primitiva de Gas, de capitales ingleses. Esa fusión originó a Gas del Estado, una empresa que extendió la provisión del fluido a industrias, usinas y hogares, a la vez que desarrolló la producción y el transporte.

“Transitamos un nuevo hito en la producción de gas”

“El desafío que se viene para el país y para Neuquén es desarrollar todos los mercados que podemos tener como productores de gas. Nosotros tenemos en nuestro subsuelo una formación que puede abastecer largamente la demanda nacional, es decir, que podemos suplir todas las importaciones que se están haciendo de Bolivia y por barcos en invierno”. De esta manera resumió el ministro de Energía y Recursos Naturales de la Provincia, Alejandro Monteiro, el futuro de Vaca Muerta. Y agregó: “Así podremos ser un jugador importante en el mercado internacional de gas, sobre todo, de gas licuado”.

El funcionario provincial destacó que esos mercados serán el regional, es decir, exportar gas a Uruguay, Chile y al sur de Brasil, pero además a apuntar al sureste asiático, como China, Japón e India. “Si somos capaces de decir yo puedo producir gas y venderlo competitivamente a esos mercados internacionales, la infraestructura -como los gasoductos- para llevar el gas a la zona de salida, para licuarlo y exportarlo, va a estar”, recalcó Monteiro.

El ministro indicó: “Estamos transitando un nuevo hito en el desarrollo y la producción de gas como país y como provincia”. Agregó que gracias al trabajo del gobierno provincial en los planes de incentivo, en algunos casos con apoyo desde Nación, “hemos conseguido un crecimiento permanente en la actividad que nos lleva a tener una producción que seguramente en 2019 llegará a su pico máximo que tuvimos en 2004”.

“Vaca Muerta hoy no tiene techo”, enfatizó Monteiro.

Nuevas exigencias para gasíferas

El Gobierno estableció que las empresas productoras de gas que reciban el bono en compensación por la deuda de US$ 1.600 millones del Plan Gas de 2013, no podrán realizar ningún reclamo posterior. Tras el conflicto abierto, con las empresas petroleras, y en especial con Tecpetrol, por los cambios introducidos a la resolución 46 para recortar los subsidios en Vaca Muerta, la Secretaría de Energía que conduce Gustavo Lopetegui buscó blindarse para evitar nuevos conflictos. La resolución 46 fue la salida ideada por el ex ministro de Energía, Juan José Aranguren, para reemplazar el Plan Gas que venía de la gestión anterior para la producción de Vaca Muerta.

Lo hizo a través de la resolución 54/2019 de la Secretaría de Energía publicada ayer en el Boletín Oficial, que determina que para acceder a los instrumentos de cancelación de compensaciones de los programas de estímulo a la inyección excedente y a los nuevos proyectos de producción del fluido, las empresas beneficiarias deberán manifestar su adhesión al mecanismo de pago allí previsto.

A fines de enero, el Gobierno entregó un bono de compensación por US$ 1.600 millones a empresas proveedoras gasíferas, por la deuda proveniente del Plan Gas impulsado por la administración anterior, a pagar en treinta cuotas a partir de ese mes.

De esta forma, la resolución precisa que esa adhesión implica la aceptación de que la cancelación de los créditos originados en los programas se realice únicamente en la forma allí dispuesta y, en consecuencia, la renuncia a cualquier derecho, acción y reclamo asociado al pago de los montos.

Así, las empresas beneficiarias que adhieran al mecanismo de cancelación deben aceptar que los pagos de los montos que les pudieran corresponder en el marco de los programas, se realicen únicamente en la forma aquí prevista.

El Economista

La subasta del gas no frenó los precios y habrá fuerte impacto en las tarifas

El precio promedio fue un 20% superior a lo esperado por Nación. Por el volumen colocado el valor general será mayor.

Río Negro

La primera subasta de gas para las distribuidoras que lo llevan a los hogares no tuvo ayer el efecto que el gobierno nacional esperaba e implicará un fuerte cimbronazo en las tarifas del servicio domiciliario que se definirán a fin de mes y se comenzarán a pagar en mayo, cuando el frío ya se haga sentir.

El precio promedio ponderado para el país fue de 4,62 dólares por millón de BTU cuando el objetivo del secretario de Energía, Gustavo Lopetegui, era que se ubique en 3,9 ó 4 dólares. A esa diferencia de casi el 20% se agrega también que el volumen comercializado fue bajo.

Si bien desde Nación se destacó que las petroleras ofrecieron 50 millones de metros cúbicos por día para la temporada invernal, el balance final muestra que sólo el 70% se compró (36,08 millones). Pero además en el caso del gas neuquino, la subasta cerró operaciones por unos 30 millones de metros cúbicos, cuando en el invierno pasado las redes domiciliarias del país consumieron cerca de 60 millones de metros cúbicos del gas local.

En números

20% 

es el impacto de la inflación mayorista que las distribuidoras reclamarán como mínimo para incorporar a las tarifas.

51%

del valor del servicio es determinado por el costo del gas que tras la subasta se encareció un 18%.

Esto implica que las distribuidoras como Camuzzi Gas del Sur, deberán comprar en contratos privados o spot el resto del gas que necesitan a precios que se estima serán mayores.

La principal razón por la cual las compras fueron acotadas es que los contratos surgidos de la subasta se deben extender por un año, hasta marzo de 2020, y en ese plazo los cambios en la cotización del dólar corren por cuenta de las petroleras.

El martes 26 se realizará en Buenos Aires la audiencia pública convocada por Enargas para determinar las tarifas que regirán desde mayo.

Pese a los puntos negativos la subasta que se realizó por primera vez desde la privatización de Gas del Estado marcó lo que desde algunas petroleras consideran como un precio base para el gas y permitió transparentar el sistema de compras.

Sin embargo con los precios pautados en la audiencia pública por las tarifas que se realizará el martes 26 se da por descontado que el servicio subirá más de un 30%, dado que además se aplicará la inflación acumulada que según las distribuidoras supera el 20%.

Más regalías

Desde otro punto de vista, los precios pautados ayer llevarán a la provincia de Neuquén a recibir más regalías. El secretario de Energía, Alejandro Monteiro, indicó que el precio promedio ponderado para el gas neuquino fue de 4,61 dólares mientras que en el presupuesto provincial se lo previó a 4.

“Es un buen precio porque nos permite recuperar la baja que tuvimos con las licitaciones que hizo Cammesa para generación eléctrica”, indicó y señaló que “es bueno dar un paso que genere mercado y transparencia y para las operadoras los contratos a más largo plazo son bienvenidos porque generan certidumbre”.

Fuente https://www.rionegro.com.ar/la-subasta-del-gas-no-freno-los-precios-y-habra-fuerte-impacto-en-las-tarifas/